Día Internacional del Deporte para el Desarrollo y la Paz. Cande Cazzappa: “Debemos apostar por un deporte diverso”.

Por Gonzalo Carranza para SUDAKA TLGBI

La Asamblea General de la ONU este año decidió proclamar al 6 de abril como el Día Internacional del deporte para el desarrollo y la paz. Es importante destacar que el deporte es una actividad trascendental de nuestras sociedades, que se practica en todo el mundo y de múltiples maneras. Y que justamente, una de sus finalidades más importantes es establecer y fortalecer lazos sociales. Pero no solo eso, al mismo tiempo, también, es un reflejo del mundo en el que vivimos. El deporte también puede ser machista, misógino, homo, lesbo y transodiante.

Agencia SUDAKA TLGBI conversó con Cande Cazzappa, taekwondista que obtuvo una medalla de bronce en los juegos Odesur en 2018. Cande es oriunda de Santa Cruz y, actualmente, vive en La Plata. También es Licenciada en Comunicación Social por la Facultad de Periodismo de la Universidad Nacional de La Plata. Ella nos cuenta que en su deporte, el Taekwondo, no se sienten las desigualdades que existen en otros ámbitos, como el fútbol, pero sí cree que deben producirse diversos cambios en materia de derechos humanos y diversidad sexual.

Candela nos contó que sus prácticas deportivas empezaron muy de pequeña, a la temprana edad de 8 años, con el apoyo total de sus padres y el de sus pares. Especialmente, de su entrenador quien le dijo hace ya varios años: “tenés mucho potencial para este deporte”. También en su relato, puede reconocerse que tanto para ella como para sus padres los deportes no tienen género y que cualquiera puede practicarlos. Sin embargo sabe y detecta que esto no sucede en todos los ámbitos deportivos del mundo, y que es una problemática estructural donde se perpetúan desigualdades y discriminaciones.

En la misma línea, Candela nos ha dicho que en varias ocasiones ha participado de charlas y talleres que se dan en la Provincia o en la Secretaría de Deportes para fomentar prácticas más igualitarias e inclusivas en los ámbitos deportivos. “Creo que es extremadamente necesario tener empatía con el otre para entender las discriminaciones que viven las personas del colectivo TLGBI. Tenemos que luchar para terminar con esas situaciones que ya no se deben repetir. Debemos apostar por un deporte diverso”, señaló.

Abrir caminos para otres

La lucha en el deporte y, específicamente, en el fútbol de mujeres y diversidades nos recuerda Candela, esto fue motorizado por representantes como Macarena Sanchez y Mara Gomez,quienes se han convertido en dos referentes ineludibles en el deporte. Una lucha que se viene llevando a cabo en el deporte argentino hace no más de 4 años y para la taekwondista, tiene que ver con discusiones ligadas a los derechos humanos y la diversidad sexual.

Luego de haber recorrido un largo camino personal, Macarena Sanchez, logró consagrarse como la primera jugadora en firmar un contrato profesional en el Club San Lorenzo de Almagro. Y actualmente preside el Instituto Nacional de la Juventud. Su lucha, significó, también, un gran paso para otras deportistas en el país, ya que hasta entonces, las jugadoras de fútbol carecían del reconocimiento que tenían los varones en el fútbol. La voz de Maca llegó a todos los medios, a la sociedad y, finalmente, logró la profesionalización de fútbol de mujeres aunque por supuesto no es lo único que reclaman ya que las desigualdades son y siguen siendo muchísimas en este ámbito.

Otro caso muy importante y emblemático es el de Mara Gomez, la primera jugadora trans en el fútbol argentino, y que actualmente se desempeña en el Club Atlético Villa San Carlos. Esto no es menor ya que sabemos que el deporte expulsa identidades y, todo lo que no responde a la norma, es castigado. En el caso de Mara, hay que decir, también, que gracias a políticas como la Ley de Identidad de Género sancionada en el gobierno de Cristina Fernández en 2012, pudo hacer su cambio registral en el DNI al género que se autopercibe, lo que también le facilitó acceder, sin obstáculos legales e institucionales, a ser una jugadora de la liga profesional.

Es importante destacar que hoy los clubes cuentan con protocolos para erradicar y prevenir la violencia de género. Y que también, se trabaja para fomentar la no discriminación del colectivo TLGBINB. Además, actualmente, existe una cláusula donde se puede rescindir el contrato de un futbolista por violencia de género. Es decir, si bien no lo aplican todos los clubes, en el futuro se espera que sí. Y ya han ocurrido varias sanciones por este motivo.

El deporte debe ser un espacio de transformación, como nos decía claramente Cande Cazzappa. Por eso, el deporte debe incluir a todas las identidades y que respete a las mismas. Y para que esto suceda tiene que haber un cambio radical en toda la sociedad. Una deconstrucción que puede parecer utópica, pero que se torna sumamente necesaria y depende de todxs, para lograr así un mundo diverso, inclusivo y no sexista.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *