Paraguay: la lucha por el reconocimiento a la identidad de género

Por Redacción Agencia Sudaka TLGBINB

“Soy real, mi nombre debe ser legal” es el emblema que eligió un grupo autoconvocado de personas trans en Paraguay, bajo el cual buscan visibilizar la lucha por el reconocimiento legal de su identidad.

El pasado 15 de octubre se manifestaron frente al Poder Judicial por primera vez para reclamar la adecuación al Código Civil que en su artículo 42 específica que son los jueces quienes deben autorizar los cambios en el nombre o el apellido, y otorga el derecho a solicitar la rectificación de nombre por vía judicial invocando una “causa justa”.

En aquella instancia Kimberly Ayala, la primera abogada trans del país, se refirió a esta lucha de la siguiente manera: “En nuestra cédula de identidad hay un nombre que no nos representa y queremos que el Estado reconozca nuestro nombre social para poder reflejarlo en el documento de identidad”.

Hasta el momento, sólo dos casos fueron intervenidos legalmente y ganaron en primera instancia. Luego intervino la Fiscalía y, desde 2016 se encuentran en el Tribunal de Apelaciones. Este procedimiento establecido por las leyes no debería demorar más de tres meses.

Argentina se erige como un país pionero y modelo para Latinoamérica en términos de acceso a derechos para el colectivo travesti, trans y no binario, ya que gracias a la lucha colectiva y al compromiso de un Estado presente cuenta con la Ley de Identidad de Género N° 26.743 desde el año 2012.

La misma establece que “toda persona tiene derecho al reconocimiento de su identidad de género; al libre desarrollo de su persona conforme a su identidad de género, y a ser tratada de acuerdo con su identidad de género y, en particular, a ser identificada de ese modo en los instrumentos que acreditan su identidad respecto de el/los nombre/s de pila, imagen y sexo con los que allí es registrada”.

Políticas Públicas y Derechos para el colectivo travesti trans (sudakatlgbi.com.ar)

Documental “Soy Real: #MiNombreDebeSerLegal”

Amnistía Internacional de Paraguay produjo junto a la Coordinadora de Derechos Humanos de Paraguay (CODEHUPY) un documental al que se puede acceder en su canal de Youtube.

Este va por su séptimo capítulo y, en cada emisión une protagonista cuenta, en primera persona, su historia personal, trayectoria y experiencias en el largo camino hacia el reconocimiento legal de su identidad.

Esta serie de cortos audiovisuales también recoge los testimonios de sus vínculos más cercanos, se visualizan las dificultades que enfrentan al no ser aceptades en los núcleos de familia y se repasa el recorrido por la militancia que transitaron en la lucha por el acceso a derechos para el colectivo trans. 

“A lo largo de nuestras vidas, de nuestra historia, lo que nos cuesta mucho a la comunidad trans es el hogar, la familia”, dice Yren Rotela en el segundo capítulo, quien acentúa la importancia de la existencia de la comunidad y los espacios de militancia para encontrarse, reconocerse y sostener la lucha. Ella nombra a Lohana Berkins como una referenta del transfeminismo que la alentó a ser quien verdaderamente es.

En otro episodio, Liam Chaparro afirma ser “un hombre familiar, que sueña con un hogar y lucha a diario como cualquier individuo de la sociedad”, y por eso merece ser reconocido por cómo se autopercibe, al igual que cualquier otre ciudadane, bajo el Código Civil.

Así, capítulo a capítulo “Soy real, mi nombre debe ser legal” muestra la deuda que Paraguay tiene para con el colectivo trans en clave del respeto a sus trayectorias de vida, el reconocimiento a su identidad y la construcción de una memoria colectiva.

👉 Para ver los primeros siete capítulos de la serie ingresá a aquí: https://youtu.be/yfOqnFPWCmo

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *