ROBERTA PRESENTE ¡AHORA Y SIEMPRE!


En el día de hoy varias organizaciones sociales y de los derechos humanos marcharon, tras la inmediata convocatoria de OTRANS Argentina, con el único fin de pedir Justicia por Roberta, asesinada a puñaladas en 1 y 62 el pasado sábado, en manos de dos varones. Otra vez la impunidad cis heterosexual y transodiante hizo estragos. 

Por Gonzalo Carranza

La concentración comenzó en el lugar del trágico suceso, 1 y 62. Militantes, dirigentes sociales y la familia de Roberta se aglutinaron para comenzar la marcha que concluyó en 54 entre 6 y 7, ubicación de la Procuración general de la Corte Suprema de Justicia. Allí, Claudia Vásquez Haro, presidenta de OTRANS, la madre de Roberta, y Rosa Bru, fueron recibidas por el Fiscal que lleva adelante la investigación. 

La reunión se dió dentro de un diálogo fluido y con mucha predisposición. La carátula de la causa es de “homicidio doblemente agravado”. Desde OTRANS se exige que también se agregue el “agravio por identidad de género”, para poder diferenciar el suceso trágico de un mero acto de inseguridad. Porque, según aseguran la familia de Roberta y OTRANS, como principal damnificado, a Roberta la mataron por su identidad travesti y no para robarle. Le propinaron, al menos, 5 puñaladas y la dejaron desangrarse.

Según el Fiscal “la causa es muy clara y firme”, y en 5 horas pudieron encarcelar a los dos asesinos. El material audiovisual entregado por testigos y OTRANS, facilitaron la investigación para que estos den con los autores del crimen. 


Al momento del cierre tomó la palabra Claudia Vázquez Haro, quien hizo la lectura del documento en el que se sentenciaba: “exigimos al Estado, en todos sus niveles, que implemente políticas públicas articuladas con las organizaciones de Diversidad Sexual para mejorar nuestra calidad de vida. El colectivo travesti trans está en riesgo, y necesitamos la voluntad política de nuestros representantes para revertir ésta situación”.

TAL VEZ TE INTERESE VER [ Otro travesticidio en La Plata ]

Y prosiguió, “Asimismo, le exigimos al Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, como así también a la Ministra de la Mujer, Géneros y Diversidad, Estela Díaz, tomen cartas sobre el asunto y determinen el cese de éstas prácticas, y creen políticas públicas efectivas para nuestro colectivo. No toleraremos el avasallamiento de nuestros derechos. Apostamos a un gobierno nacional, popular y feminista donde los derechos y las libertades sean prioridad”.

Por último, “llamamos a toda la sociedad a conmoverse con nuestras muertes como lo hacen cuando matan a un heterosexual. Exigimos el derecho al duelo social, porque mientras la comunidad no se horrorice por matarnos, seguiremos siendo todo lo clandestino y lo que intentan ocultar. El silencio y la complicidad civil tienen tanta responsabilidad como quienes empuñan las armas que nos asesinan. Todas las travestis, travas, marikas, tortas que ustedes mataron, van a volver”.

Los crímenes de odio hacia las identidades trans en la Ciudad de La Plata no es algo nuevo, las cifras son alarmantes y el Estado municipal en manos de Julio Garro persigue y margina a las trans y travestis. No les brinda la asistencia necesaria de contención. Asimismo decide dejar las zonas liberadas para que los proxenetas puedan vulnerar las libertades de las chicas que están bajo situación de prostitución. 


TAL VEZ TE INTERESE VER [A la violencia machista, resistencia feminista: 3 meses sin la Chicho ]

A continuación el documento completo.

En la madrugada del sábado 1 de febrero, dos machos cobardes asesinaron a nuestra compañera Roberta en la esquina de 1 y 62, La Plata. Resultado del odio y la vulnerabilidad que atraviesa el colectivo travesti/trans, hartas de que nos maten y no podamos tener una vida digna de ser vivida; nos juntamos hoy para exigir justicia por Roberta y todas las compañeras asesinadas por el hetero patriarcado.

Junto a las organizaciones con trabajo territorial, organización de base, empoderadxs y defendiendo lo conquistado, venimos resistiendo y luchando en pos de una sociedad más justa e igualitaria. Entendemos que la coyuntura política demanda la unión de fuerzas para avanzar en la conquista de derechos, pero fundamentalmente, para no permitir que nos quiten aquello por lo que hemos luchado y por lo que muchxs compañerxs han dejado su vida. 

El ajuste, el vaciamiento de las políticas públicas que dejó el macrismo, la complicidad mediática, la persecución a nuestras identidades disidentes, la justicia machista, la policía translesbohomo odiante y el silencio civil son factores que impactan en nuestro colectivo. Pero no vamos a dejar de poner nuestros cuerpos en esta lucha desigual por la existencia, la inclusión y la libertad. Por eso exigimos al Estado, en todos sus niveles, que implemente políticas públicas articuladas con las organizaciones de Diversidad Sexual para mejorar nuestra calidad de vida. El colectivo travesti trans está en riesgo y necesitamos la voludad política de nuestros representantes para revertir ésta situación.

Gritamos NI UNA TRANS/ TRAVESTI MENOS basta de travesticidios y transfemicidios, gritamos justicia por Pamela Macedo Panduro, Angie Velázquez Ramirez, Brandy Bardales Sangama, Dámaris Becerra Jurado, Carolina, Loy Ramírez, la Chicho y hoy, pedimos justicia por Roberta, todas asesinadas por el odio, la discriminación y la desidia.

Las muertes de nuestras compañeras en situación de encierro son el resultado de detenciones arbitrarias, armados de causas, vejaciones, torturas, tratos crueles inhumanos y de las condiciones de detención que venimos denunciando hace años. Este modus operandi no es aislado, sino que responde a una lógica de persecución por parte de la policía y avalado por la Justicia machista y xenófoba que se encuentra puertas adentro de éstos tribunales.

Asimismo, le exigimos al Gobernador de la Provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof, cómo así también a la Ministra de la Mujer, Géneros y diversidad, Estela Díaz, tomen cartas sobre el asunto y determinen en cese de estás prácticas, y cree políticas públicas efectivas para nuestro colectivo. No toleraremos el avasallamiento de nuestro derechos. Apostamos a un gobierno nacional, popular y feminista donde los derechos derechos y las libertades sean prioridad.

Repudiamos el morbo y sensacionalismo con el que los medios de La Plata, como diario El Día, tratan las noticias sobre nuestro colectivo; fomentando el odio y no respetando nuestras identidades autopercibidas. Es importante apostar a una comunicación plural, horizontal y diversa, para que la construcción social de sentidos no reproduzca la heterosexualidad obligatoria y la burla hacia nuestro colectivo. Éstas prácticas luego se ven reflejadas en la discriminación cotidiana, y como último eslabón, los asesinatos por odio a la identidad de género y orientación sexual.

Por último, llamamos a toda la sociedad a conmoverse con nuestras muertes como lo hacen cuando matan a un heterosexual. Exigimos el derecho al duelo social, porque mientras la comunidad no se horrorice por matarnos, seguiremos siendo todo lo clandestino y lo que intentan ocultar. El silencio y la complicidad civil tienen tanta responsabilidad como quienes empuñan las armas que nos asesinan. Todas las travestis, travas, marikas, tortas que ustedes mataron van a volver.

BASTA DE TRAVESTICIDIOS

BASTA DE CRÍMENES DE ODIO

BASTA DE MATARNOS POR SER

JUSTICIA POR TODAS LAS MUERTES DE NUESTRXS COMPAÑERXS 


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *