Travestis y trans denuncian tratos crueles en penal de La Plata

Hace un mes atrás SUDAKA TLGBI informó sobre las violaciones a los derechos humanos que se producen en la Unidad Penitenciaria Batán y sobre la falta de atención médica que sufre la comunidad trans. El día de hoy, llegaron a la agencia nuevos audios y videos de personas travestis y trans solicitando ayuda por los malos tratos que reciben por parte del Servicio Penitenciario de la Alcaidía Roberto Pettinato, ubicado en La Plata. “No damos más. Necesitamos ayuda”, expresan.

Por Christian García para SUDAKA TLGBI

Mujeres trans migrantes privadas de la libertad denuncian violación de derechos humanos

En total son 11 chicas, de las cuales 10 afirmaron tener VIH. Hace una semana las cambiaron a un nuevo pabellón donde no tienen agua y la comida se encuentra en mal estado. “Nos estamos muriendo del calor que hace. Acá hay chicas que hace dos o tres días estamos sin podernos bañar”, comunican. En cuanto al mal estado de la comida, informaron que les sirven comida que no se encuentra apta o que está cruda. “Nuestros familiares nos traen comida a la mañana, pero no nos la dan hasta la noche cuando ya está podrida”, se lamentan. 

También denuncian que algunas de las compañeras reciben dinero por parte de sus familiares o amigos por medio de depósito pero que nunca se la entregan. “Nos dicen que no saben. Preguntamos y nos dicen que no hay. Que de repente lo entregaron a otro pabellón. ¿Cómo nos van a confundir? Si solo somos 11 chicas entre toda la multitud de hombres que hay acá”, se cuestionan.

 Intentaron por todos los medios obtener una audiencia con el director de la penitenciaría, pero nunca las atiende. “Nos dicen que no está. Que va a venir más tarde o que nos va a atender mañana”, a la vez que también denuncian malos tratos, indiferencia y que en muchas ocasiones se refieren a ellas en masculino, no hay personal femenino y tienen que convivir en el pabellón con varones. Es decir, el Servicio Penitenciario bonaerense, viola permanente la ley 26743 de identidad de género.  

Asimismo, manifiestan “Hay que estar gritando para que nos escuchen”, nos cuentan, “le escribimos a Derechos Humanos, pero no responden. Necesitamos ayuda”, finalizan. 

Desde la Asociación Civil  OTRANS Argentina denunciaron y repudiaron estos tratos a los cuales están expuestas las personas travestis y trans privadas de su libertad: “Este hecho no es aislado, sino responde a una lógica que viene practicando la órbita del Servicio Penitenciario en todos sus niveles”. El comunicado finaliza solicitando la pronta intervención del Ministerio de Justicia y de Derechos Humanos, Julio Alak, para el cese de estas prácticas.

La denuncia de Paulet Moreno Mosquera

Cuando trasladaron a Paulet a la Alcaidía de Pettinato la subieron a un camión lleno de hombres. “Eran 13 chicos y yo”, nos cuenta. Los hombres intentaron forzarla a tener sexo con ella y le pidió ayuda a la oficial que se encontraba en la parte de adelante. “Le dije que por favor tenía que ir al baño y lo que hizo fue pasarme una botella para que orinara ahí y saque el miembro delante de los otros varones”. Paulette soportó un traslado violento y recibió varias amenazas: “sí abrís la boca te mato”, le decían. Los demás presos tenían gillettes, alfileres y elementos punzantes. Pero no terminó ahí. La policía “le pasó una botella para que los hombres orinen ahí y me decían que me la iban a tirar encima si yo no les chupaba la pi…”. Cuando finalmente llegó a Alcaidía de Pettinato tuvo que soportar estar encerrada en el camión desde las 7am hasta las 16hs que pudo ingresar. “Le pedí el nombre a la chica, la policía, pero no me lo quiso dar”, expresa. 


https://www.facebook.com/505934736100538/posts/4145539085473400/

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *